jueves, 28 de febrero de 2013

BAILICAS, LAS (SAN MATEO)

Actualización 20-mar-2016
Topónimo situado en las zonas altas del municipio, al naciente de la Montaña de Almagria, es un territorio formado por lomos descendentes entre las cuencas del barranquillo de la Cruz de Tejeda al norte y el barranco de la Mina al sur, del que conforma su rampa septentrional siendo la meridional el Risco de Ramírez. Merece destacarse especialmente el Lomo de las Cuevas por tratarse de un referente singular en los documentos antiguos que es mencionado como "Cuevas de los Lomitos".

Cueva Bailicas I (Patrinet)
El lugar es reconocible en las solicitudes de distintas datas del siglo XVI, y la descripción del territorio nos puede aproximar al posible significado del topónimo de Las Bailicas, que no puede asociarse a ningún fitotopónimo dado que no se inventaría ninguna flora vascular endémica cuyo nombre popular se aproxime al término.

Siguiendo un orden cronológico, en la solicitud del pertiguero Andrés de Medina y de Francisco Ramírez del 15 de marzo de 1537 dicen: «...nos hagan merçed de dar cada çinquenta fanegadas de tierras de sequero para senbrar en la Syerra frontero de tierras de Cristobal Ramirez de Llerena y barranco arriba a dar al puerto de Tejeda y el corral Viejo de las vacas y el camino que va a la myna de Tejeda por debaxo de los Riscos a dar al portezete y el camino que va a dar al barranco de la mina linderos tierras de Juan de Çiberio regidor por abaxo ...» (RONQUILLO, M. Y AZNAR VALLEJO, E.: Repartimientos de Gran Canaria, Las Palmas de GC, 1998).

Cueva Bailicas II (Patrinet)
Tenemos también la solicitud del criador Cristóbal Ramírez del 11 de mayo de 1548 donde dice: «... que en la Syerra junto a las tierras de Çiberio esta un pedaço de tierras montuosas en que podra aver sesenta hanegadas de tierras poco mas o menos que son en el barranquillo que dizen de los Sabzes el barranco arriba a mano derecha començando desde el portezuelo arriba hasta dar al camino alto que atraviesa para la mina de Tejeda toda la dicha ladera de la mano derecho del dicho barranquillo hasta el dicho barranquillo de los Sabzes e por el lomo arriba todo lo que oviere por que es tierra montuosa de helechares e salviares e syn perjuizio de nynguna persona ...» (IBIDEM).

Y por último la solicitud de Benito de Santana del 11 de agosto de 1557 donde dice: «... que a muchos años que yo pedi a vuestras señorias me hyseçen merçed de un pedaço de tierra que son en la cumbre de la syerra junto a la boca de la Mina que comiença ensyma de la dicha cumbre a dar al barranco de la dicha mina hasta la carabela al barranco arriba hasta las Cuebas de los Lomillos y la montaña bolbiendo a la cumbre adelante hasta el albarrada en que puede aber hasta sesenta hanegadas de tierra las quales tengo e poseo por merçed e data que dellas vuestra señoria me hiziera merçed e las tengo desmontado e senbrado e por que afora yendo a sacar el titulo dellas el escrivano no le halla e yo quiero dar ynformación de como las tengo e poseo e sy enbio a muchos testigos...» (IBIDEM).

He destacado en negrita las referencias que parecen aportarnos mayores pistas, tanto para su localización las cuales he señalado en el mapa que al pie inserto, como aquellas otras que hacen presuponer el significado del topónimo de Las Bailicas.  Son menciones de corrales "viejos", así calificados los que corresponden al tiempo de los aborígenes canarios y por tanto prehistóricos, "carabelas" y cuevas, de las que se conoce a pesar de los aprovechamientos pastoriles posteriores que su factura corresponde a una época prehistórica, que lo pudieran acreditar las referencias a "portezete" y "portezuelo", que nos aproxima al topónimo de Portichuelo ya comentada en su entrada a este Blog.

Detalle dibujo de Leonardo Torriani
La asociación de todos y el propio topónimo de Las Bailicas parecen llevarnos a la conclusión de que este lugar fue uno de los tantos lugares conocidos por los castellanos como "de la Santidad" en otras localizaciones de la isla como Arucas, San Bartolomé de Tirajana y Telde (Santidad y Montaña de la Santidad), donde los aborígenes canarios practicaban ciertos bailes rituales en corrales o "goros", que unos autores asocian a la petición de lluvias para los pastos y otros a la preparación de una acción bélica, topónimo que guardaría por tanto similitud con Los Bailaderos de San Bartolomé de Tirajana.

En las cuevas lo único que se ha encontrado es material lítico muy disperso y la factura tipológica de su construcción. El testimonio inmaterial es el topónimo de Las Bailicas  que pudiera ser el nombre dado al lugar donde se bailaba.

Como dice el Licenciado Sebastián de Covarruvias Orozco en la Parte Segunda del Tesoro de la Lengua Castellana de 1673 «... El Bailar no es de su naturaleza malo, ni prohibido, antes en algunas tierras es necessario para tomar calor y brio; pero estan reprobados los bailes del compuestos y lascivos: especialmente en las yglesias y lugares sagrados, como esta dispuesto por muchos Concilios y Canones».


Localización (Espacios Naturales de Gran Canaria)
   

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada