domingo, 15 de julio de 2012

MINA, BARRANCO DE LA (SAN MATEO)

Topónimo con el que se conoce el barranco que nace en la divisoria de Tejeda, en la Hoya Becerra, atraviesa Las Lagunetas y después de descender por fuertes cañones toma el nombre de barranco de Alonso a la altura del Lomo de la Vega.

La salida de la Mina (waweros-com)
Toma su nombre de La Mina que se construyó bajo la Degollada de Los Molinillos, para canalizar el agua desde el Ancón de la Mina en La Culata de Tejeda hasta el barranco de los Molinillos, pequeño tributario que aporta el agua canalizada en la cabecera de este barranco para acabar su trasvase de cuencas.

Dice Viera y Clavijo: «… Sobre la Culata de Tejeda toma su origen aquel considerable arroyo, que naciendo a la banda del oeste, se halla obligado a correr, por la mayor parte, hacia el este, pues introducidos sus aguas en una larga mina, abierta artificialmente en la misma peña, marchan por el barranco de Utiaca y la Angostura hasta la ciudad de Las Palmas; mientras las que no entran en la mencionada mina, se dirigen al occidente a fertilizar las campiñas de...».
Caidero (Aquamuseo)

Con esta descripción queda aclarado que el barranco atraviesa la isla de Gran Canaria, hacia la zona noreste, para desembocar en la Ciudad, donde es llamado de Guiniguada después de recibir aguas de bastantes tributarios y de haber tomado distintos topónimos de los lugares por donde transcurre.

El barranco de La Mina dispone de un pequeño caudal de agua gracias al trasvase que desde hace siglos se realiza de la cuenca de Tejeda a la del Guiniguada a través de una galería que atraviesa la montaña y que desde el primer momento de le llamó La Mina. Es un barranco por donde fluye agua todo el año, que conserva vestigios de la vegetación de laurisilva y de los antiguos molinos de agua existentes en la zona.

Su historia se remonta a los primeros años de la Conquista, vinculada al crecimiento demográfico de la Ciudad y la necesidad de agua para sus habitantes. En el año 1500 el Cabildo pide a los Reyes Católicos que les sean concedidas las aguas de la Sierra de Texeda, acuerdo que protocoliza al año siguiente por la Concesión de la Real Orden de 26 de julio de 1501, mediante la cual los Reyes Católicos conceden el agua de la Mina de Tejeda al Cabildo de la isla como Bienes de Propios.
Vista (elcoleccionistadeinstantes-blogspot)
Se construye con tal fin la galería o mina para realizar el trasvase del agua de Tejeda hacia la Ciudad,  encomendándose al licenciado Diego Fernández de Valera que constatase la utilidad de la obra, y fue adjudicada a Fernando Moro, Álvaro Rodríguez y Martín Valerón. 

Vista (Mancomunidad Municipios Medinanías)
La ejecución de los trabajos se realizó por cuenta de Tomás Rodríguez y Vasco López que los financiaron a cambio de derechos de aguas constituyendo así el heredamiento. 

Se oradó parte de la roca montañosa de la zona para que el caudal pudiera seguir el curso preciso hacia la Ciudad, modificando el anterior que se dirigía hacia la parte occidental de la isla, concretamente la Aldea de San Nicolás.

La concesión de la data del agua de Tejeda a favor de los propios tiene también la finalidad de paliar la escasez de fondos del Cabildo que se traducía en frecuentes repartimientos y derramas entre los vecinos, dificultando el poblamiento de la isla.

El objetivo era traer el agua desde la sierra de Tejeda «… a cierta parte de la dicha Ysla para se aprovechar de ella para riego…» y venderla a favor de los Propios del Cabildo.

Localización (Espacios Naturales de Gran Canaria)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada