sábado, 12 de mayo de 2012

CRESPO, BARRANCO, CUEVAS Y LLANO DE (VALLESECO)

Probablemente reciben esta denominación por atravesar las tierras con las que resultó favorecido en los repartimientos Sebastián Crespo. Es mencionado en una data del 17 de diciembre de 1535, cuando el Cabildo concede al labrador Alonso de Medina cincuenta fanegas de las ciento cincuenta que había pedido en Valleseco, mencionando sus linderos que están junto a las tierras del regidor Antón de Zerpa y Sebastián Crespo.

Barranco (senderistasgrancanaria-blogspot)
Este topónimo se localiza en una amplia zona del centro de la Isla, iniciándose junto al Risco Chapí en la Degollada de Las Palomas, junto a la Cruz de Constantino, otorgando el nombre al llano, al lomo y al barranco y las cuevas que en él se localizan, conformando la cabecera de la vertiente Norte más profunda y más larga de la isla, el único que su cauce cruza la isla desde La Cumbre a la costa Norte.

Acequia de Crespo (Fedac)
 Considerando el barranco como colector principal y central, que recoge los recursos generados en la propia Degollada de las Palomas, Llanos de Crespo e inmediaciones; aguas abajo este barranco recibe otras denominaciones que en el orden descendente son: del Andén, de la Virgen, de las Madres, de Guadalupe y de Azuaje hasta desaguar en el barrio de San Andrés de Arucas. En tiempos de la conquista era conocido como del Aumastel, topónimo aborigen.

El barranco no es sólo uno de los más largos de toda la isla, pues es también uno de los más húmedos, y es el preferido entre los senderistas para alcanzar el centro de la isla desde el norte. Conserva un importante bosque de laurisilva, desde su nacimiento, en el macizo de la Cumbre central hasta poco antes de su desembocadura.

Detalle acequia labrada en el risco (Fedac)
Esta primera parte tiene muchos pequeños tributarios que se le unen y aportan sus aguas al cauce principal. A partir del Caidero de Los Navarros o del Andén, y hasta llegar a Valsendero, recibe el nombre de barranco del Andén, presentando una exuberante vegetación boscosa muy densa.

En sus fuertes rampas se localizan cuevas comunicadas a través de andenes, naturales y artificiales, de las que existen vestigios de que pudieron ser de los aborígenes canarios, aunque se encuentran muy alteradas dado que han sido muy reutilizadas como hábitat y para guardar ganado.

Era de Los Llanos de Crespo (Fedac)
Algunas de estas cuevas son mencionadas en testamentos del siglo XVIII como el otorgado por José Álvarez Castro Godoy, Maestre Escuela y Dignidad de la Catedral, cuando dice tener un cortijo de tierras labradías de noventa fanegas y «arrife» con tres cuevas de moradas, denominado «Cueva de Crespo» que había comprado, con ciento cincuenta ovejas y dos carneros padres.

Localización (Espacios Naturales Gran Canaria)



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada