sábado, 14 de abril de 2012

BARRETO (ARUCAS)

Actualización: 27/06/2014
Lugar situado al naciente de la Vega de Arucas y al pie de la Montaña de Riquiánez próximo a Santidad, aunque por extensión se le asigna a todas las instalaciones deportivas del municipio allí existentes. Sobre el origen del nombre puede haber una concurrencia de orígenes que pueden confundirse en la historia. De una parte la posible identificación de un antro-topónimo que tiene su fundamento en la titularidad de las tierras por los hermanos apedillados Barreto.

La referencia la encontramos en la Historia de Arucas, del cronista P. Marcelino Quintana Miranda (1979), quien dice que en diciembre de 1650 cuando se posesionó del curato de Arucas el bachiller Lorenzo Finollo y Venegas, de ilustre familia, habían en la villa hijos de mucha distinción, citando a Fernando y Gregorio Barreto, propietarios de las Vegas de Afuera, a los que cita también el cronista al hablar del testamento del párroco Hernández Hara otorgado el 15 de abril de 1652.

Horno de tejas de Riquianez (Fedac)

Gregorio Barreto había fundado su capellanía ante el escribano Baltazar González Perera el 18 de Diciembre de 1647, fijando una pensión de 60 misas anuales en la parroquia de Arucas y en la ermita de los Remedios de la Ciudad, vinculando tierras de pan sembrar en las Vegas de Arucas y tierras en Firgas donde llaman Hernán Pérez. Nombró patrono a su cuñado el Alférez Pedro Díaz Vergaliano y después a su mujer, hermana del fundador.

Pero estas referencias antroponímicas del siglo XVII parecen perderse y avalar algunas tesis que el actual nombre puede ser un geo-topónimo que ha evolucionado debido a que su suelo está formado por una arcilla conocida como «barro masapés», que era la materia prima para la fabricación de tejas y ladrillos en los numerosos hornos existentes en la ladera de esta montaña de Riquiánez.

Charcas de barro (Fedac)
Todas las dudas en cuanto al orígen del topónimo quedan despejadas con las nuevas investigaciones que vinculan a los Barreto a la propia actividad de la fabricación artesanal de ladrillos y tejas: los primeros se citan en la liquidación realizada por el mayordomo de la Fábrica Parroquial de Arucas al provisor el 10 de abril de 1615 « 8 reales que dice que pagó a Gaspar Barreto por ciertos ladrillos que compró  para la iglesia ...» y las segundas se citan en los pagos a los tejeros de Arucas realizados en 1635 por la Iglesia del Pino de Teror « 110 reales que pagó a Barreto y a Lázaro José, vecinos de la villa de Arucas, por dos millares de tejas por trastejar la iglesia ...» (SÁNCHEZ RODRÍGUEZ, J.: Historia de la Parroquia de San Juan Bautista de Arucas 1515-1817, Las Palmas de GC, 2013, p. 92 y p. 131).

Existen datos de un antiguo topónimo en el lugar conocido por Masapeses que figura en el testamento del matrimonio de Juan Tomás Cigala, Capitán y comerciante, y Ana Alvarado Espino, que fundaron una capellanía colativa de sangre el 23 de enero de 1719. Estos incluyen entre sus bienes cuatro fanegas y seis celemines de tierras en los Masapeses. Igualmente en el testamento de Antonia Álvarez Castro Godoy, mujer del capitán José Ortega Talavera, castellano del Castillo de Santa Catalina, del 27 de marzo de 1733, se incluye entre los bienes vinculados el Cercado del Masapes en la Santidad, de cuatro fanegas.
Estanque (Fedac)
Para más abundar, parte de esta zona fue conocida como El Colmenar, según figura en distintos documentos de testamentarías, como el del canónigo José Álvarez Castro Godoy, Mestre de Escuela y Dignidad de la Catedral, realizado el 21 de marzo de 1772, en el que incluye dos fanegas de tierras en El Colmenar, que había heredado, con dos horas de agua del Heredamiento de Arucas que había adquirido. 

Más explícito aún es el del Clérigo Presbítero Gregorio Borges del Manzano, realizado el 6 de junio de 1770, que incluye dos fanegas de un Cercado en el «charco del Colmenar», que había comprado, con cuatro y media azadas del Heredamiento de Arucas. Curiosamente, en la actualidad tres siglos después siguen existiendo colmenas en el lugar.
Casa y alpendres Los Alemanes (Fedac)
Este documento y otras versiones dan cuenta de que en el lugar hubo una laguna o humedal que se formaba por las abundantes aguas que llevaba el barranco de Arucas, que en determinadas épocas anegaba todas las Vegas de Arucas y ocasionaba grandes perjuicios a las fincas agrícolas que se encontraban al mismo nivel que el cauce del barranco. Además, desaguaba en ella el barranquillo que, procedente de Riquianez, es tributario del barranco de Arucas.

A partir del s. XVIII, el barranco se canalizó con la construcción en ambos márgenes de contrafuertes o grandes paredones de piedra seca y barro, de aproximadamente unos dos metros de ancho, desde la Cuesta de La Arena próxima a La Goleta, hasta la entrada a esta zona, por donde en la actualidad se accede al Estadio Municipal de Fútbol. Lamentablemente en algunos de sus tramos han desaparecido, borrando así la huella de la lucha del agricultor aruquense contra los elementos.
Pozo (Fedac)
Toda esta zona estuvo asociada a los recursos hidráulicos, pues a la antigua laguna le sucedieron distintos estanques de barro masapés, conocidos como Estanques de Los Alemanes -topónimo que se le daba por ser el administrador de dicha finca el consul alemán Harald Flick, si bien los propietarios eran la familia inglesa Blandy- y en su acceso hubo, además del conocido pozo junto al puente del barranco una fuente o manantial que dio origen al topónimo de La Fuentecilla, citado en la desamortización de los bienes del Convento de Santa Clara de Las Palmas al sacarse a remate el 8 de mayo de 1856, cuando su descripción dice «Cercado con dos azadas de agua en la Fuentecilla» que fue vendido a Pablo Rodríguez Cabrera el 9 de octubre del mismo año por 45.000 reales de vellón.

La continuada presencia de los barros masapeses en un lugar con abundancia de aguas, mantuvieron viva la duda en cuanto al origen del topónimo Barreto, que está unido en la antigüedad con el apellido de los propietarios de tierras y hornos, los hermanos Barreto.


Localización (Espacios Naturales Gran Canaria)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada