domingo, 8 de abril de 2012

ARINAGA, CRUCE DE (AGÜIMES)

Actualización 18-mar-2016
Lo que en un principio fue un mero cruce de la antigua carretera general del sur Carrizal-Cruce Sardina (GC-191) con el acceso a Agüimes o a la Playa de Arinaga en sentido contrario Enlace Potabilizadora-Arinaga (GC-100), lentamente se fue desarrollando y poblando hasta que se construyó una iglesia bajo la advocación de San José Obrero, convirtiéndose en el mayor núcleo de población del municipio a partir de las dos últimas décadas del siglo XX, que supera al casco de la Villa en población.

Panorámica del Cruce de Arinaga y el Roque Aguayro (Rafael Peñate Navarro)
Situado entre La Goleta y las antiguas Cuarterías de Montaña de San Francisco en el camino hacia Arinaga, sobre la diagonal dirección noroeste-sudeste, se desarrolló este núcleo de población como punto intermedio entre Vecindario y Carrizal, allí donde se cruzaba con el antiguo camino de Agüimes a Arinaga que transitaban las bestias cargadas con la cal de los hornos para llevarla a la sede episcopal, y las carretas cargadas con los seretos de tomates de la compañía inglesa Richard J. Yeoward para estibarlas en las goletas atracadas en el muelle de Arinaga para su traslado al Puerto de la Luz, donde eran trasbordados para su exportación a los buques británicos en tránsito de Sudáfrica a Inglaterra.

El término “sereto” del léxico canario, es muy probable derive etimológicamente de los términos castellanos “sero” y “serón” especie de cesta grande de esparto o palma que se amarraba a las albardas para llevar carga por los caminos. La ACADEMIA CANARIA DE LA LENGUA en su diccionario nos da cuenta de su significado «Caja hecha de tablillas, de boca más ancha que el fondo, destinada a empaquetar fruta, principalmente tomates para la exportación. Los seretos se solían armar en los almacenes de empaquetado»

El Cruce (Vicente Diaz Melian)
Escultura "La piola"
(Vicente Diaz Melian)
Los pobladores de las viejas cuarterías junto a los tomateros, fueron asentándose de forma estable en viviendas autoconstruidas en el entorno del Cruce, a los que se unieron de forma progresiva los trabajadores atraídos por el entonces emergente polígono industrial.

Su principal motor de desarrollo ha sido el polígono industrial de Arinaga, creado en la amplia cuenca hasta la costa, desarrollado por la asociación mixta de compensación, en la que participan el Cabildo Insular de Gran Canaria, el Ayuntamiento de Agüimes y la sociedad estatal SEPES (Entidad Pública Empresarial de Suelo), que no solo han ordenado el suelo industrial, sino que han ampliado el casco con suelo residencial con tipología de viviendas unifamiliares adosadas.

El fuerte crecimiento poblacional de este núcleo de población es único en Canarias, donde la población infantil siempre ha sido un factor determinante para mantener la constante. Posiblemente este argumento ha sido merecedor de que sus calles se convirtieran en un verdadero homenaje escultórico a los juegos infantiles, obras del escultor Diego Cruz, que complementan los conjuntos escultóricos que resaltan los valores etnográficos.

Localizaciòn (IDEE Instituto Geográfico Nacional)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada