domingo, 25 de marzo de 2012

AGAETE, MALPAÍS DE


A la salida del pueblo de Agaete hacia el valle, sobre una colada lávica que discurre por el mismo cauce del barranco, puede observarse una de las necrópolis de túmulos más importantes de toda Gran Canaria, conocida como el Maipés de Arriba.

Vista (Cabildo Insular  de Gran Canaria)
Se trata de un amplio espacio funerario, que ocupa más de un kilómetro cuadrado de superficie, conformado por un número muy elevado de sepulcros en escoria, próximo al medio millar en la zona de Hoya del Álamo y Acusa Seca, el poblado troglodita aborigen ha sido reutilizado hasta hace unos años. Varias de las momias encontradas allí están en el Museo Canario: cuatro varones, dos hembras y un niño, todos ellos envueltos en esteras de junco y sacos de pieles de cabra. Otra se la llevó el Dr. Verneau a un museo de París. Entre todas las construcciones de Acusa Seca cabe destacar la Cueva-Ermita, fácil de distinguir del resto por presentar un hueco sobre la puerta a modo de claraboya, en donde, según cuenta la tradición, había instalada una campana. Es probable que esta cueva-ermita tenga su origen en la entrada de los franciscanos que, a mediados del s. XIV, se establecieron en el lugar. Al parecer, primero fue advocación de San Juan y luego de la Virgen de La Candelaria hasta 1675, año en el que se decide construir una nueva ermita.

En la mayor parte de los casos, corresponden a túmulos compuestos por amontonamientos de piedra, normalmente de planta circular o elíptica, si bien pueden observarse algunos de tendencia cuadrangular, coronados en algún caso de un torreón circular en el que se alternan piedras de diferente color. El tamaño y la complejidad estructural de estos edificios sepulcrales varían considerablemente, mostrándose evidentes diferencias entre ellos, lo que pudiera ser reflejo de desigualdades sociales entre los individuos que allí recibieron sepultura.



Localización (IDEE Instituto Geográfico Nacional)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada